lunes, 4 de junio de 2012

La entrevista


En el formspring se repiten temas depende la época del año, la cosa varía por meses, ahora uno recurrente son los exámenes y sube alegremente el de las entrevistas de trabajo menos mal que algunos tienen suerte de poder ir a entrevistas, y uno que no falta es el del amor y las amistades, que complicado me resulta responder esas preguntas tan personales, me dejo de divagaciones y vamos al lío de hoy, las entrevistas de trabajo/prácticas/becas y como vestirnos para no morir en el intento.

Supongo que cuando hablamos de entrevistas de trabajo una de las imágenes mentales que todos automaticamente nos creamos es un señor/a vestidito/a con traje de chaqueta, zapatos relucientes y sonrisa profident, bien eso para algunos puestos de trabajo es lo que se suele demandar, pero no para todos, y puede que si nos disfrazamos de ejecutivos estemos disfrazando nuestra propia personalidad y eso tampoco es bueno. 

Creo que para enfrentarnos a la decisión del ¿qué me pongo? hay que responder antes otras preguntas:
1 ¿A qué puesto aspiro? (depende el grado de responsabilidad/seriedad del puesto habrá diferentes opciones)
2 ¿Con qué ropa me siento cómodo? (nunca hay que ir "disfrazado" a una entrevista de trabajo, nunca)
3 ¿Mi madre me dejaría salir a la calle así? (voy sin manchas, todo planchado, zapatos limpios, uñas relucientes,...)

Bien amigos una vez que tengamos claras estas tres preguntas y sus respuestas estaremos ante una buena elección, por ejemplo vamos a ver cuatro conjuntos diferentes para una entrevista de trabajo, unos con un toque más formal y otros más desenfadados (son conjuntos de primavera-verano, para invierno encestaríamos prendas de abrigo y otro calzado).

Creo que para acertar siempre hay que llevar una cuidada higiene personal y las prendas que elijamos en perfecto estado, así como una bonita sonrisa y ganas, muchas ganas, la actitud es algo fundamental que se nos pasa por alto después de tantas horas pensando que ponernos, de hecho habrá entrevistas en las que optes a puestos en los que después utilizarás uniforme pero la ropa que tu elijas en esa primera toma de contacto puede ser decisiva a la hora de elegir entre varios candidatos.

Y una cosa a descartar son siempre los excesos, no os adornéis como un árbol de navidad, tienen que vernos y escucharnos a nosotros mismos no a nuestro armario, así como las super-mini-faldas, los mega-maxi-escotes o las últimas tendencias en moda pueden ser un error a la hora de ir a vendernos a un futuro jefe, hay que llamar la atención de una forma sutil, es tan malo pasar desapercibido como ser el candidato cantoso de la selección.

Buen lunes a todos :)


Pd1.- Post totalmente subjetivo que quede claro, es como yo me enfrentaría a ese momento, ya cada uno que haga lo que le de la gana.


Pd2.- En este post  de anteriores consultorios también hablamos de entrevistas de curro y que es imprescindible llevar.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Me encanta el post!

Anita Patata Frita dijo...

Muchas gracias Anónimo.

maba dijo...

el vestido verde me encanta con entrevista o sin ella!!

besos

Cristina dijo...

Muy buenos consejos Anita , hija eres una bloguer todoterreno y muy variada
¡Nunca se lo que me voy a encontrar en tu blog !
Pero todo mola

Mme. Noémie dijo...

Me ha encantado el post... ahora lo que me faltan son entrevistas :( En fin! No hay que perder la esperanza ;) Un beso Anita

Cuatrojos dijo...

geenial esta entrada!jaja

Anita Patata Frita dijo...

Gracias por los comentarios :)

Lemon Chaos dijo...

Me gusta el post!
No lo había leído aún.
Gracias, Patata!